sábado, 21 de enero de 2017

TARDE PARA LA IRA






La ópera prima de Raúl Arévalo en su faceta como director es sencillamente bestial.

"Tarde para la ira" es un thriller que consigue mantener al espectad@r en tensión desde el primer fotograma. No sería en mi opinión procedente comparar este debut,que rebosa maestría,con otras películas españolas del mismo género,porque cada autor tiene sus propias señas de identidad, y desde luego,las de Raúl Arévalo rebosan aquí valentía con un thriller cañí,contundente,seco como un puñetazo y fulminante como un disparo.



El 2016 nos deja con "Tarde para la ira" la que para mí es la mejor interpretación de Antonio de la Torre  hasta la fecha, y lo es porque aunque comparte protagonismo con Luis Callejo, y ambos están soberbios,De la Torre hace historia en este país con un personaje tan simple y a la vez tan complejo como es José.



El argumento gira en torno a la salida en prisión de Curro (Luis Callejo) tras ocho años recluido por su participación como conductor en el atraco a una joyería.Su intención es dar carpetazo al pasado y rehacer su vida junto a su novia Ana (Ruth Díaz) y su hijo pero la aparición del personaje de Jose,hará que sus planes inesperadamente no salgan exactamente como él había previsto.


La atmósfera creada por Raúl Arévalo ambientada en las provincias de Madrid y Segovia en el  agosto del 2007 rezuma verdad y nos ofrece un retrato de la España más negra y primitiva, ésa que sale en los diarios y se escucha en las leyendas negras de cualquier pueblo pequeño entre las mujeres que conocen el origen de todas las reyertas.
Arévalo recrea un mundo muy español,con una banda sonora acorde a esa idiosincracia y como marinero que es antes que capitán extrae de cada actor/actriz  lo mejor de sí mismo,sin filtros,sin ningún tipo de artificiosidad.


No puedo adelantar nada más del argumento,no esta vez,porque es un thriller que requiere que el espectador vaya en blanco,cuanta menos información mayor será el impacto de esta novela negra audiovisual que ya desde el primer plano nos coge por el cuello y nos mantiene clavados a la butaca hasta que finaliza la escena del fraguado atraco a la joyería. Se trata de un plano secuencia que nos deja casi sin aliento y que supone el arranque de una serie de hechos impredecibles a ocho años vista.


El resultado de este relato de la España más rancia y primaria,es una interesante reflexión en torno a la ira gestada a fuego lento,además,esa ira esencialmente masculina,que tan honestamente sabe reflejar De la Torre,la ira callada,la que no se manifiesta y perdura a lo largo del tiempo contenida y agazapada como un leopardo que salta inesperadamente hacia su presa con movimientos tal vez aquí menos precisos pero sí, igual de contundentes.


No quiero dejar pasar por alto el personaje de Luis Callejo, Curro,actor que convence,que es rotundo en la defensa de un personaje duro y curtido,y sin embargo,aquí sobrepasado.Está magnífico a la hora de expresar la ira,la frustración,el miedo.
Y como no, el personaje femenino,el de Ana interpretado por una magnífica Ruht Diaz, parece menos trascendente de lo que realmente es,una pieza clave en este puzzle que poco a poco se irá completando y del que iremos conociendo el sentido a medida que se esclarece la maraña.

Uno de los aspectos que más me interesa de la película es la reflexión moral que suscita en torno al bien y el mal y cómo los personajes pasan de ser víctimas a verdugos y viceversa y el espectador se queda confundido y contrariado sin saber muy bien de qué lado está. 
 


No quisiera desmerecer el gran trabajo actoral de Manolo Solo porque es de los que también merecen una crítica aparte.No es casualidad que de este debut de Raúl Arévalo ( que también es coguionista junto a David Pulido) hayan salido un total de 11 nominaciones de cara a los próximos goyas,yo estoy convencida que alguno muy meritorio caerá ,y apuesto desde aquí por Antonio de la Torre y Luis Callejo ,como mejores actores  protagonistas,por Raúl Arévalo como mejor director novel, por Ruth Diaz como mejor actriz revelación y por Manolo Solo como mejor actor de reparto.
Al tiempo......que pronto saldremos de dudas.

Féliz fin de semana zinéfil@s,

un abrazo,

Troyana



10 comentarios:

Manderly dijo...

Antonio de la Torre es uno de esos actores que suele estar siempre bien en sus papeles. Aquí está estupendo. Me gusta más su trabajo en esta película que en "Que Dios nos perdone". Luis Callejo también está genial y el resto de los actores. Sin embargo, en cuanto a premios... dos actores nominados por la misma película... los votos se reparten y al final se lo lleva otro actor. Veremos qué pasa este año. Eduard Fernández también hace un gran papel sin embargo el que más me ha gustado este año es Roberto Álamo.
Creo que Tarde para la ira se merece el premio a la mejor película. A mi me ha encantado!! Totalmente recomendable!
Saludos.

TRoyaNa dijo...

Manderly,,
ya sabemos cómo de arbitriario es a veces esto de los premios.
Sería muy meritorio que se "Tarde para la ira" se llevara el goya a mejor película sólo por lo arriesgada que es y más siendo una ópera prima que aún tiene más valor para Raúl Arévalo.
Los actores principales están soberbios tanto Luis Callejo como Antonio de la Torre y cualquiera de ellos podría llevarse el galardón a mejor protagonista masculino, y ojo,con Ruth Diaz,que también nos puede dar una grata sorpresa.

Muy recomendable este cine español en su vertiente de thriller,con acción e historias veraces,honestas,de entraña y garra.....a ver qué pasa pero yo apuesto porque esta película se lleve sino 11,al menos 6 ó 7 de los goyas por los que está nominada.
Un saludoooo y que bien que sigas visitándonos y comentando...:)

LU dijo...

Y cuánto se agradece esa tensión calmada, constante. Exacto: seco y fulminante, así de claro.

Soberbio Antonio de la Torre. Impacta, su mirada, sus silencios. Cada uno de sus gestos.

Me ha encantado!!!!!!!!

Biquiños

TRoyaNa dijo...

Lu,
qué bueno verte de nuevo por Zinefilas,qué alegría leerte a ti y a Manderly:)))
pues sí estupendo Antonio de la Torre ¿mejor incluso que en "Canibal"? uno de los mejores actores de este país,en mi opinión,junto a Luis Tosar,por supuesto.
Yo creo que se llevará otro goya o él o el coprotagonista Luis Callejo.
Estaremos atentas la noche de la ceremenoia de los goya,como no;)
Biquiños

Noemí Pastor dijo...

No llegué a tiempo de verla en las salas y lo lamento.

TRoyaNa dijo...

Noemí,
no la dejes escapar,creo que te podría gustar.
Bsts

ricard dijo...

Acertaste, se ha llevado el Goya.

La he visto esta tarde. Un thriller absorvente y un retrato genial de los bajos fondos patrios.

Un abrazo.

TRoyaNa dijo...

Ricard,
sí, acerté con el goya a mejor película aunque el goya al mejor actor protagonista también se lo hubiera dado a Antonio de la Torre,pero bueno,yo creo que Raúl Arévalo puede estar más que contento con el resultado,porque además,se ha llevado el goya a mejor dirección novel.
Es un thriller que corta el hipo,hacen falta más películas como éstas en el cine español.
Otro abrazo para ti!

xpuedosaltarcharcosx dijo...

La vi la tarde previa a la entrega de los Goya. Me gustó mucho y me parece una justa ganadora. Tal vez menos película que "Que Dios nos perdone" pero más sincera, con la capacidad (tan poco habitual) de generar un tensión por momentos difícilmente soportable. Grandes momentos, grandes escenas unidos a otros completamente suprimibles, rodados con más voluntad que inspiración. Sin embargo, el resultado final es más que satisfactorio. Si tenemos en cuenta que se trata de una ópera prima, la valoración es notable. Apostaste con mucho tino, Troyana.

Abrazo!

TRoyaNa dijo...

Ay Alex,
qué alegría verte por aquí....
pues sí es un resultado notable como dices,se nota que Raúl Arévalo ha sido antes que capitán,almirante,y que ha estado al servicio de grandes directores de los que ha sabido aprender.
La tensión va in crecendo y el personaje de Antonio de la Torre nos mantiene en vilo de principio a fin,vemos venir su ira,su cólera,su estallido...
Trepidante thriller,para que luego digan del cine español.....hay que arriesgar,hay que apuntar alto sin complejos y a veces,desde el oficio de actor dando el salto a la dirección,salen operas primas así de redondas justas meredoras de galardones como el del goya.
Un abrazo